sábado, 10 de noviembre de 2012

KID CREOLE AND THE COCONUTS - TROPICAL GANGSTERS

Como ya se ha comentado varias veces aquí, (y no creo que sea la última), a principios de los 80, en El Reuno Unido se vivió durante unos años, no muchos, un furor por los sonidos Funk con reminiscencias latinas y caribeñas.
Esto ocurrió justo inmediatamente después de que se diera carta de defunción a los New Romantics.
Como era habitual en aquella década, los estilos duraban más bien poco, y el movimiento era contínuo y constante en las Islas.
Unos de esos grupos que con imágen de los años 50, y sonidos Funk, Soul y latinos, tuvieron sus tiempo de fama
 fueron Kid Creole y sus Coconuts.
Ya empezaron a lanzar discos a comienzos de la década, pero fue en el año 82 cuando se marcaron el éxito mundial Annie (I´m not you daddy), un temazo pegadizo con todos los ingredientes que indiqué más arriba.
Recientemente me compré el Lp en esos rastros que tanto me gusta visitar de vez en cuando en mi ciudad y tengo que reconocer que, no sé si es por la añoranza de tiempos, no sé si mejores musicalmente, pero en los que parece que todo lo que sonaba mantenía, cuando menos, una mezcla entre comercialidad y calidad más altas que actualmente.
Además, y es un factor que, a priori, sí que puede sonar a nostalgia, pero los Lps no podían permitirse el lujo de sustentarse con sólo un tema estrella.
Debía de mantener un nivel aceptable, ya que al no haber internet, una sóla canción decente no bastaba.
Y todo este rollo viene a cuento, porque es un disco que tiene muy buenas dosis de Funk Latino, con algún toque Pop en la producción que lo hizo muy accesible para todo el mundo.
Bajos y percusiones bailables y buenas combinaciones entre las voz de August y los coros de las Coconuts, hacen ocho temas que seguro que pasas un buen rato bailándolo y escuchándolo.
Su sombrero, sus chaquetas hasta la rodilla,  así como sus pantalones anchos y con tirantes siguen por los escenarios, aunque su momento de gloria ya pasó, pero por lo que se puede oir no su buen hacer.
Recuerda esos años en que los ingleses copiaban mejor que los propios japoneses, y sabian reciclar cualquier sonido del planeta, de tal manera que casi parecía que era genuinamente suyo.


3 comentarios :

  1. Aún recuerdo con cariño la alegre "Endicott" capaz de hacer sonreir y bailar al más cenizo. Con esta crisis, ¿no estaría bien un resurgir de estos grupos altamente hedonistas? Abogo por ello!

    ResponderEliminar
  2. Yo además del Annie me acuerdo del otro temazo titulado "Stool Pigeon", igual de marchoso y bailable, no estaría mal no recuperar estos ritmos y dejarse de reggueton y ladies guarras...saludos ochenteros

    ResponderEliminar
  3. Gracias Xim por escribir.
    Sí, no estaría mal que volviesen esos ritmos, pero seguro que ya no los oiríamos igual.
    Saludos sintéticos.

    ResponderEliminar