domingo, 24 de noviembre de 2013

THE HUMAN LEAGUE - SECRETS

Ya con un nuevo siglo en el calendario, y después de seis años sin publicar desde el esperanzador Octopus, The Human League vuelven a sorprendernos a todos y nos ofrecen un estupendo disco, superior a su predecesor.
Secrets es la consecuencia de ser conscientes de que ellos ya son una leyenda viviente del Synth Pop. Un referente  para el Electroclah, que no era más que actualizar los sonidos sintéticos, e incluso la estética, que en los 80 tuvieron tanta popularidad y éxito bajo el nombre de Tecno Pop, Synth Pop, e incluso algo de los New Romantics.
Miss Kittin, Fischerpooner, Parralox o Client son sólo unos cuantos ejemplos de grupos influenciados por los chicos de Shefield.
Volviendo la mirada atrás, Phil Oakey se dio cuenta de que la fórmula de Octopus diera sus frutos, así que, había que seguir haciendo lo que tan bien sabía, e insuflarle un poco más de ritmo.
Recordando que también sabía hacer instrumentales, incluye en el disco siete de los dieciseis que componen el disco.
Para dejar claro a sus pupilos de lo que pueden hacer, sale el pepinazo de All I Ever Wanted, una gozada de Synth Pop sin desperdicio, que de haber salido en los 80 habría pulverizado records de ventas.
Por si algunos pensábamos que con el tema del single ya se habían exprimido el cerebro, escuchando el resto, nos damos cuenta de que estábamos en un completo error.
Cualquiera de los intrumentales son estupendos. Cortos pero sin desperdicio. Destacaría 122, 3 BPM y Brute.
Y del resto, de los que tiene letra, pues también podríamos hablar perfectamente de todos.
Love Me Madly? con una puesta por el sonido más actual.
Shameless un medio tiempo fantástico. Never, Give Me Your Heart con un ritmo pegadizo y un estribillo cargado de emoción.
En The Snake nos encontramos a un Phil que se atreve con un rapeo tranquilo. El tema no es Hip Hop, ni mucho menos. Tiene un estribillo potente y delicioso a la vez, gracias a las voces femeninas que aparece de forma etérea y brillante.
Liar me tiene un aire a lo que hicieron en Hysteria. No es de lo mejor del disco, es el momento bailable loco del mismo y es un buen ejemplo de la sabiduría de Phip para, con unos efectos por aquí y por allá, salvar el tema.
Reflections es una canción que te va ganando a cada escucha. De las que te fijas después de haber escuchado el disco bastantes veces. Al final te das cuenta de que te encanta y, que cuando llega al estribillo, la estás tarareando más que otras.
Sin City no es nada del otro jueves, pero se escucha sin problema, gracias a ese estribillo quedón.
Y el cierre con You´ll Be Sorry no puede ser mejor.
Bailable, Electro Pop, Electroclash, sintética, Tecno Pop de los 80 reciclada para el siglo XXI.
El buen Pop y Soul que ha Phil le gustaba, remezclado la tecnología moderna del nuevo milenio.
En definitiva, si es mejor que Octopues, pues nos encontramos también con uno de los mejores trabajos de HL. Así de claro.
No tuvo la repercusión que merecía, entre otras cosas, porque la casa de discos se fue al traste al poco de salir el disco, con lo cual la promoción fue practicamente nula.
Aún así pudo entrar en las listas británicas. No muy alto, entre los cincuenta primeros.
Algo que supongo que  a ellos sí les importó. A mí no, porque en las listas o no, es un disco que vale mucho la pena.
Se puede ser leyenda, referente,  seguir en activo y disfrutar de cierto status que te permite ciertas licencias, pero ello no implica que te arrastres por los escenarios, ni que saques trabajos que ensombrezcan y manchen tu nombre.
The Human League seguían haciendo trabajos más que dignos como Secrets.

 

2 comentarios :

  1. Para mí supuso una grata sorpresa esta disco tras seis años sin publicar, y que parecía que el grupo se había disuelto. Y más después de unos discos bastante planos, con algunas canciones sueltas interesantes, pero es que este Secrets, si por algo destacaba, además de todo lo que has comentado, era por su frescura, aunque el disco adoleciese de un single rompedor (sí tenía un puñado de canciones muy buenas, pero ninguna era un Don't you want me, un Love action o un Lebanon. Y porque nos demostraban que los de Sheffield todavía tenían mucha tela que cortar.
    Saludos sintéticos

    ResponderEliminar
  2. Gracias amigo por estar mandando siempre comentario.
    Es cierto que es un álbum fresco, creo que ayudó mucho esa vuelta de los sonidos más Tecno Pop de la electrónica a principios de siglo.
    No sé si tenían aún mucha tela que cortar, pero dieron un puñetazo en la mesa a muchos que pensaban que estaban acabados.
    Saludos sintéticos.

    ResponderEliminar